Aparece nuevamente la Causa Sobresueldos en Río Negro: ahora a través del libro “Sin Justicia”

El tan controvertido proceso judicial vuelve a ser noticia, en este caso, no por el proceso judicial, sino por el libro “Sin Justicia” del periodista Adrián Moreno, que se referencia en el famoso juicio que duró más de 10 años para condenar a 7 de los exfuncionarios del gobierno de Miguel Saiz (2003- 2012) y que se presentará el próximo lunes 20, a las 19,00 en la Casa de la Cultura y la Historia del Bicentenario, en El Bolsón.

El trabajo está constituido por los datos que surgen del expediente judicial y de las publicaciones mediáticas de las personas involucradas, en el caso conocido como “adicionales” (también, “sobresueldos”) donde se propone “un recorrido con interrogantes acerca de las posibles incongruencias, desaciertos y hasta vulneraciones de derechos fundamentales que la causa deja al descubierto.

Se trata de una causa que duró más de diez años, a partir de la denuncia presentada en febrero de 2011, lo que se estima de “gran riesgo para el presente del sistema democrático”.

Moreno, señala que esas reflexiones se proponen como “las que haría cualquier persona que hubiera seguido el tratamiento judicial o realizado un relevamiento de las expresiones de sus actores (todos) en los medios, a través de los años”.

“Hechos y circunstancias que surgen desde la propia denuncia, donde se establece una cuantía superior e implicancias significativas y sobresalientes para la vida política de Río Negro”.

También, indica  que “en el desencadenamiento, se observan esas incongruencias que, a entender del análisis, manifiestan un rostro no deseado de la Justicia, convirtiendo a la causa “adicionales” o “sobresueldos” en lo que podría considerarse uno de los casos más significativos de “guerra judicial” en la Provincia.

“Abuso de poder; tráfico de información; doble vara. Ocultamientos; secretismo; arbitrariedad… vulneración de derechos, son algunos de los hechos relevados, con los que se puede evidenciar el vínculo de la política con la Justicia, a través de un precedente que rompe el criterio de división de poderes, el control y la búsqueda de equilibrio en el Estado. En definitiva, los ideales republicanos en plena democracia”.

“Sin embargo, podemos decir a la vez que, a diferencia de la usanza en la antigua Grecia, poco es lo que encontramos en esta “representación lírica”, para renovar; purificar o reflexionar, acerca de los valores políticos, morales o éticos, sino más bien, lo contrario.

Sin justicia, no pretende determinar su ausencia en particular ni –como decimos antes– inocencias o culpabilidad. En todo caso, propone una mirada superadora a partir de la causa tratada: “adicionales” y otras, como punto de partida para el análisis de esas incongruencias señaladas.

Pero se debe tener en cuenta que, mientras se condenaba a las personas implicadas, en pleno juicio, los jueces también expresaban que el o los delitos no estaban demostrados. Lo que supone, entre otros, la vulneración del derecho de presunción de inocencia. Sin contar una interminable cantidad de insolvencias, explicadas desde lo técnico, pero alejadas totalmente de lo moral o ético”.