Bariloche: Un policía le salvó la vida a un hombre que se estaba ahogando

Darío Colohuinca es el efectivo de la Policía de Río Negro que el domingo pasado se arrojó al agua para rescatar a un hombre que había caído de su embarcación y al no poder abordarla nuevamente, estaba a punto de ahogarse.

El uniformado presta servicios en la comisaría Segunda del Centro Cívico en San Carlos de Bariloche, con funciones en el edificio de Tribunales.

Contó que se encontraba junto a un amigo, también integrante de la fuerza policial, cuando observó una embarcación a la deriva. El hecho ocurrió a unos 10 kilómetros de Confluencia, en el lago Alicurá.

Un testigo había observado la embarcación sin tripulantes, aunque no le llamó la atención. Sin embargo, cuando la misma comenzó a girar sobre sí misma, Colohuinca se dio cuenta de que algo no andaba bien.

De inmediato buscó ayuda en la Ruta 237 y se detuvo un vehículo particular, en el que iban dos integrantes del Ejército Argentino quienes se sumaron al rescate.

Colohuinca sabía que debía ingresar al agua para rescatar al hombre, que estaba agarrado de su embarcación, aunque solo asomaba la cabeza: se estaba quedando sin fuerzas.

Los integrantes del Ejército aportaron una colchoneta que le sirvió a Colohuinca para arrojarse al agua y flotar, para llegar nadando hasta la embarcación, que estaba a unos 150 metros.

De esa forma llegó hasta el bote y logró abordarlo. Luego ayudó a la víctima a ascender para trasladarlo hasta la costa, donde le brindaron los primeros auxilios.

Debido a las bajas temperaturas, el hombre sufrió un principio de hipotermia, aunque gracias a que le suministraron elementos y ropa seca, se pudo estabilizar.

“No lo dudé, sabía que no había más opción que tirarse al agua” detalló el hombre, quien hizo otros salvatajes similares en Viedma, su localidad de origen.

Fuente: El Cordillerano.