Continuarán con prisión preventiva los acusados del homicidio de Elías Garay, ocurrido en Cuesta del Ternero

El juez de Garantías Víctor Gangarrossa rechazó el planteo de revocatoria o morigeración de la prisión preventiva y prolongó la medida que oportunamente se había dispuesto a Martín Feilberg y Diego Ravasio, acusados por el crimen de Elías Garay y las lesiones de Gonzalo Cabrera, en el marco de un suceso ocurrido en Cuesta del Ternero. Seguirán detenidos, al menos, hasta la audiencia de Control de Acusación.

Los defensores Ernesto Saavedra y Luciano Magaldi reclamaron la inmediata excarcelación de su asistido y subsidiariamente la concesión de una prisión preventiva domiciliaria, mientras que los defensores Estanislao Cazaux y Pablo Calello bregaron por la concesión del arresto domiciliario, sin cuestionar el sostenimiento de la prisión preventiva.

La Fiscalía a cargo de Francisco Arrien rechazó la petición, e igual postura adoptaron los querellantes Andrea Raile y Ezequiel Palavecino.

El juez de garantías Víctor Gangarrossa decidió sostener la medida que él mismo había dictado al momento de la formulación de cargos y descartó que en el proceso hubieran aparecido elementos nuevos que modificaran sustancialmente la situación inicial relacionada a los peligros para completar el proceso de investigación. Así, permanecerán detenidos hasta la audiencia de control de acusación.

Ravasio (44) y Feilberg (48) están imputados por los delitos de homicidio y tentativa de homicidio, en ambos casos agravado por el uso de arma, por el hecho ocurrido entre las 15 y las 16 del 21 de noviembre de 2021, cuando según la teoría acusatoria ingresaron al predio de un campo de la zona de Cuesta del Ternero, El Bolsón, que actualmente es ocupado por la Lof Quemquemtreu. Los acusados portaban armas de fuego calibre 22 y al ser interceptados por miembros de la comunidad, dispararon sobre la humanidad de Pedro Elías Garay y Gonzalo Fabián Cabrera, provocando el fallecimiento del primero y lesiones de carácter grave en el segundo. Inmediatamente después del hecho huyeron corriendo del lugar.

Cuando ambos fueron formalizados de la investigación penal en su contra, se dispuso un plazo de cinco meses para completar la investigación, con plazo de vencimiento al 26 de abril de 2022. Pero en la misma audiencia, se les impuso una medida cautelar de prisión preventiva.

Aunque inicialmente se dispuso que ambos sean trasladados al Penal de Roca, al final se concretó su ubicación en el Penal de Viedma, donde cumplen la prisión preventiva dispuesta.

Fuente: El Cordillerano.