Martín Soria es el nuevo Ministro de Justicia de la Nación

El diputado nacional y exintendente de Roca, Martín Soria, será designado formalmente en las próximas horas como nuevo ministro de Justicia de la Nación. Su designación, tras 10 días de suspenso, fue confirmada por el presidente Alberto Fernández en un programa televisivo.

De esta manera ocupará el cargo que deja vacante la salida de Marcelo Losardo quien dejó virtualmente la cartera hace siete días, también por declaraciones del mandatario nacional confirmando su alejamiento del Gabinete.

El rionegrino le ganó la pulseada al massista Ramiro Gutiérrez y a Juan Martín Mena, un hombre de confianza de la vicepresidenta Cristina Fernández. Es una posición determinante para el equipo del presidente ya que junto a su compañera de fórmula comparten una visión crítica del Poder Judicial y pretenden avanzar en una reforma profunda de ese sector.

“Toda esta semana se han tomado mucho tiempo en discutir algo innecesario en los medios. Marcela renunció el viernes pasado, por lo que estamos en situación de designar su reemplazante a partir del viernes. De hecho todavía a Marcela no le acepté la renuncia. Hoy almorcé con Martín Soria y hablé de cuáles son mis expectativas y él aceptó hacerse cargo. Él tiene que renunciar en Diputados, se lo tienen que aceptar, pero va a ser Martín Soria”, respondió el jefe de Estado en la entrevista del programa “Fuego Amigo” de Canal 9, que se emite esta noche.

El ministerio de Justicia fue uno de los apuntados por la vicepresidenta cuando habló de “funcionarios que no funcionan”.

El presidente buscó bajarle el tono y aseguró que Losardo, quien fue su amiga, socia y colaboradora durante 35 años, al no venir de la política no se sintió cómoda con el cargo. La exministra ocupará la embajada argentina ante la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Soria construyó un perfil político nacional alrededor de los cuestionamientos judiciales, principalmente, a los tribunales de Comodoro Py al que varias veces llamó “Comodoro Pro” por las causas que surgieron contra funcionarios de la administración kirchnerista.

Intervino activamente en la causa conocida como Mesa Judicial, que está en manos de la jueza María Eugenia Capuchetti. En ese proceso judicial fue el diputado rionegrino quien denunció los ingresos del juez Gustavo Hornos a la Casa Rosada en tiempos previos al procesamiento de Cristina Fernández. Pese a ser denunciante tuvo duras declaraciones contra la magistrada de la causa: “otro soldadito de batalla de la mesa judicial de Cambiemos”.

Soria denunció a Hornos penalmente y también ante el Consejo de la Magistratura. Dentro del kirchnerismo reconocieron el accionar del diputado como una muestra de lealtad.

El presidente Fernández lo calificó, días atrás, como “una persona prestigiosa”. Fue durante una entrevista periodística en la que lo consultaron por las críticas a la idoneidad que realizaron los medios contra el abogado roquense.

También se refirió a la vinculación de Soria con el kirchnerismo.

“Hasta donde yo recuerdo, Soria siempre estuvo enfrentado a los Kirchner”, dijo y aclaró que esa calificación era utilizada por “los que buscan es que Cristina y yo nos peleemos. Y lo que los atormenta es que tengamos una mirada en común sobre lo que pasa en la Justicia. Y los dos tenemos una mirada en común, con una diferencia: ella tiene un padecimiento que yo no tengo”, continuó.