Presentaron el relevamiento del alumbrado público de la localidad de El Hoyo

La Municipalidad de El Hoyo presentó ayer los resultados del Relevamiento del Estado del Alumbrado Público de la localidad, primer paso de un Programa tendiente a la modernización completa de todo el sistema de luminarias púbicas.

El trabajo fue coordinado por la Dirección de Planeamiento Municipal, y realizado conjuntamente con la Cooperativa de Servicios Técnicos (Cosertec), y sus resultados se mostraron ayer en el auditorio de la Casa de Cultura bajo estrictas normas de bioseguridad y distanciamiento social.

Los técnicos de la cooperativa María José Rey Nores y Omar Ferracutti, junto con el técnico del Municipio Maximiliano Campos, recorrieron durante semanas todas las calles y avenidas de El Hoyo para verificar el estado de cada una de las luminarias, de manera de tener un plano milimétrico de la situación.

Los técnicos hicieron un relevamiento y geolocalización satelital de cada artefacto, diseñaron un mapa digitalizado de todo el territorio comunal e identificaron los circuitos y tableros de comando para llevar adelante un inventario y plano, del que la localidad todavía carece.

Entre sus principales resultados se observa que El Hoyo tiene 50 kilómetros de calles, pero solo 440 luces, cuando por aquella extensión debería tener al menos 4.000, o sea diez veces más, según las normas de iluminación urbana y semirural.

De las 440 existentes, el 27% (121 luces) no funcionan, una treintena permanecen encendidas durante el día por desperfectos técnicos, mientras que existen solo 20 tableros de comando del sistema, totalmente obsoletos que deben ser reemplazados.

Del total hay 340 lámparas (77%) de sodio, que son antiguas, de muy alto consumo y poca vida útil, mientras que solo hay 65 artefactos de led (15%) y el resto de una tecnología media de bajo consumo, pero corta vida.

Este profundo relevamiento de la Cosertec es la base para el Programa de Modernización que se realizará por etapas en acuerdo con los vecinos de cada barrio y paraje, mientras el Municipio negocia con organismos públicos nacionales para lograr financiamiento e iniciar los trabajos lo antes posible.