Una garrafa mal conectada causó una llamarada en un puesto de comida de la Feria Regional.

El pasado martes una garrafa mal conectada en uno de los puestos de comida de la Feria Regional causó una pérdida de gas y una posterior llamarada que alertó a visitantes y feriantes.

A InfoChucao nos llegaron comentarios de personas que se encontraban comiendo en la Feria Regional indicando que “el pasado martes se sintió como una explosión en uno de los puestos de comida lo cual alertó tanto a los visitantes como a los mismo feriantes”.

Buscando obtener mayor información nos acercamos a la Feria Regional y dialogamos con el propietario de dicho puesto quien nos informó que “no fue una explosión lo que sucedió sino que una de las empleadas no había conectado correctamente una de las garrafas que se utilizan para cocinar lo que causó una pérdida de gas que se prendió fuego a lo cual de inmediato se procedió a apagarla con uno de los matafuegos con los que contamos”.

También nos dirigimos hacia la Secretaría de Comercio municipal para saber cuáles son los controles que se le realizan a este tipo de puestos. Allí, Guillermo Gaiero, titular del área nos indicó que “desde hace cosa de un mes comenzamos a exigirle a todos los puestos de comida, no solo a los de la feria, que al momento de renovar su habilitación, lo que sucede una vez por año, presenten un informe técnico confeccionado por un gasista matriculado, además de otros controles de índole sanitario que se les realizan”.

“Sobre este caso en particular, tomamos conocimiento de lo sucedido y procederemos a realizarle una inspección para corroborar que estén trabajando de manera segura”.

Al margen de todo esto, queda flotando una sensación de inseguridad si se depende de que una persona conecte bien o no una garrafa para evitar un accidente de grandes proporciones, más teniendo en cuenta la aglomeración de puestos de comidas que hay en la Feria, con 4 o 5 garrafas juntas cada uno y por donde pasan miles de personas todos los días.